Loading...

ROSALES DE PEPA

Tenemos rosales trepadores de floración única, de mata reflorecientes, grandiflora, de petiminí, rosales mini.....
ROSALES   TREPADORES

Nombre y descripción:
Como desconozemos su nombre botánico lo denomianos rosal trepador nº1. Desde mediados de Mayo hasta mediados de Junio aprox. está  en plena floración; a veces, dependiendo del tiempo la floración se alrga hasta primeros de Julio. Sus flores son de color rojo vivo, nacen y crecen en solitario, llenando por completo el rosal.
A este lo denominamos rosal trepador nº2. Comienza a florecer a principios o mediados de Mayo, como los demás rosales trepadores que tenemos en el jardín, y termina al mes o mes y medio, dependiendo del tiempo. Sus flores son de color rojo suave, y salen en ramilletes (3-5 flores), cubriendo el rosal por completo como se ve en la foto. Parte de su follaje sufre de clorosis férrica, pero sólo lo he conseguido erradicar el problema de manera temporal; no sé si es un problema del terreno o de la planta.

A este le denominamos rosal trepador nº3. Florece igual que los otros dos. Sus flores son de color rojo suave y salen en ramilletes.
Y por último el rosal trepador nº4. Pegado a la pared, y el que más castigado está. Florece igual que los otros, pero su floración no es tan abundante, pùes necesita rejuvenecerse, desrrollar ramas jóvenes, para dar una abundante y sana floración. Sus flores de color rojo suave salen en ramilletes. También tiene problemas de clorosis férrica, aunque no es tan grave como la del rosal nº2.

Mantenimiento:
Los cuatro ejemplares que tenemos precisan del mismo mantenimiento, exceptuando algunas cosillas.
En general:
En Marzo- Abril, aportaremos abono rico en nitrógeno, para favorecer su desarrollo foliar, que comenzará entre estos meses dependiendo de las temperaturas. Dependiendo del tiempo, regaremos más o menos, pero ya es época de estar pendiente del riego.
En cuanto salgan los primeros brotes, es aconsejable pulverizar con algún fungicida que contenga azufre, un polivalente o el que creamos sea necesario.
También debemos estar pendientes de lasposibles plagas de bichos, sobre todo de los pulgones y araña roja. En el caso de que veamos la presencia de algún bichejo, debemos actuar antes de que la plaga sea más abundante. Otra opción es prevenir, pulverizando con los productos adecuados.
En Mayo, aportaremos abono rico en potasio, para favorecer su floración, la cual se da en Mayo-Junio, llegando en algunos casos ha alargarse hasta Julio. Debemos ir aumentando la frecuencia y cantidad de los riegos, dependiendo de las temperaturas.
Tenemos que seguir pendientes de los ataques de bichos, enfermedades y otros problemas para actuar lo antes posible para erradicar el problema lo antes posible antes que se agrave la situación. En nuestro jardín, utilizamos una mezcla de tabaco+agua+gotas de jabón para combatir el pulgón y alguna otra plaga de bichos. Dicha mezcla es muy efectiva, pero hay que saber hacer la mezcla adecuada, y aplicarla adecuadamente, pues puede dañar al rosal.
Durante la floración debemos aumentar los riegos.
Las flores que se vallan marchitando las debemos ir cortando.
Al terminar la floración se debe podar.
Durante toda la época de calor debemos seguir regando, más o menos dependiendo de como venga el tiempo.
Según entre la época de frío debemos ir disminullendo los riegos hasta anularlos.
Aportar mantillo es muy aconsejable, no sólo porque se trata de alimento, sino porque mantendrá caliente la base de los rosales.
Durente el invierno, podemos podar las ramas indeseables, etc...
Floración:
La floración suele comenzar a finales de Abril o principios de mayo, y terminar en Junio, incluso puede llegar ha alargarse hasta Julio, dependiendo de la temperatura, y otros                  factores.Las flores de los cuatro ejemplares son de color rojo, variando sus tonos, unas más claras que otras. En la foto de la derecha vemos un ejemplo de esta abundante floración. La foto fue tomada el 23 de Mayo del 2010, y se trata de un ejemplar que nos da flores dispuestas en ramilletes, aunque podemos ver algunas en solitario.
                        
Otra diferencia que podemos encontrar en sus floracíones, es la disposición en la que salen sus flores, en unos casos las flores salen solitarias, y en otros casos las flores salen dispuestas en ramilletes. En las dos fotos de abajo podemos ver estos ejemplos.

Flores dispuestas en ramillete.
Flor solitaria.

En ambos casos, la floración es muy abundante, ofrenciondonos un bello espestáculo para la vista.
En ninguno de los ejemplares que tenemos las flores son perfumadas.
Según se vallan marchitando las flores, las debemos ir eliminando, porque si las dejamos, robarán energía a la planta para conseguir buenos cogollos (capsula donde se encuentran las semillas). 
Un poco antes y durante la floración es aconjable aportar abono rico en potasio, para favorecer dicha floración.  
Poda:
Se debe realizar en cuanto termine la floración (Junio-Julio).
Se cortan las ramas florecidas, dejando únicamente 2-4 yemas, o sea sé, que ce cortar casi a ras de las ramas principales.
En invierno, se eliminan las ramas indeseables, con problemas, etc...
Tenemos que ir eliminando ramas principales viejas y sustillendolas por otras nuevas, ya que las viejas cada año darán menos flores y en peor estado.
Reproducción:
Por esquejes de ramas nuevas.
Problemas:
Pulgones, cochinillas, clorosis férrica, oidio, mildiu, etc...
Aunque pueden sufrir ataques de los arriba mencionados, no suelen provocar transtornos serios a los rosales; sin embargo el ataque de la araña roja, puede acabar con la vida de un rosal si no actuamos con rápidez y eficacia, y en ocasiones ni aún así.
Otros datos:


ROSALES GRANDIFLORA



ROSALES  DE  MATA



ROSALES  DE  PETIMINÍ

Rosales de petiminí o rosales Fairi (como el lavavajillas) son los ejemplares de los que hablaremos en este apartado.
Compramos 4 ejemplares en la primavera del 2006 aprox., y los plantamos en 4 macetas diferentes, las cuales colgamos en la pared. La primera floración fue abundante, tanto que mi suegra cuando los vio me pidio uno, y claro, no la pude decir que no.
Después que terminase su primera floración, su aspecto empezó a preocuparme, y no iban mál encaminadas mis sospechas pues la temida araña roja había invadido dos de las plantas, y además la que se llevó mi suegra corrió la misma suerte y me la devolvió para que intentase poner remedio.
Lo primero que hize fue aislarlas de las demás plantas en un patio trasero que tengo donde tenenemos el maceto-huerto.
Después las podé casi a ras del suelo, y tiré las ramas a la basura directamente.
Las regé abundantemente.
Las pulverizé con acaricida, siguiendo las instucciones del fabricante. También apliqué fungicida polivalente por prevención.
Las coloqué en el sitio más umbrío y solitario del patio.
Durante los siguientes días, seguí regando abundantemente pero con lógica, y pulverizé cada 15 días con acaricida, y fungicida.
Brotaron bien, pero cuando se desarrollaron más, aún parte de ellas seguían afectadas, por lo que que seguí tratándolas, podando partes afectadas, y tirandolas a la basura.
Así seguí todo el verano, y al final perdí un ejemplar. Los otros dos ejemplares afectados perdieron bastante de su parte aérea, y los planté en una maceta. En resumen, que de 4 ejemplares, se me quedaron en dos sanos, y creo que me sonrió algo la suerte, pues cuando la araña roja ataca, es casi imposible luchar contra ella y menos aún, salir victorioso.
Ahora en 2010 seguimos teniendo las dos macetas en buenas condiciones como veremos a continuación.
Y esta es la historia (resumida) de nuestros rosales de petiminí.

A continuación los describiré, explicaré brevemente como los mantenemos, cuando florecen, sus problemas, y esas cosas....

Cuando hablamos de rosales de petiminí, hablamos de rosales de hojas y flores diminutas, abundante floración, rosales colgantes o cobertores, etc.... como podemos ver en la foto de la derecha. En nuestro caso los tenemos como plantas colgantes. Hojas verde oscuro, más claras cuando comienzan a brotar, formando un denso follaje que embellece al rosal incluso sin floración, pues caen en forma de casacada.

Durante toda la época de calor nos ofrece una abundante floración sólo interrumpida durente breves espaciós de tiempo tan cortos que apenas nos damos cuenta.
Las flores salen dispuestas en ramilletes, aunque siempre encontramos alguna solitaria como la de la foto.
Son de color rosa algo ocuro y van aclarando su color hasta llegar casi al blanco.

Su ubicación ideal es a pleno sol, como la de todos o casi todos los rosales. En nuestro caso recibe algo de semisombra de una parra durante las horas más calurosas del verano, lo cual agradece cualquier planta en este clima excepto los cactus o parientes cercanos...bueno y algunas otras plantas que ahora no me voy a poner a nombrar, pues no acabaría nunca de escribir.

Aguanta bien la sequía, pero no la conviene, ni para su salud ni para su estética, pues si le falta agua durante 2-3 días en plena época de calor las flores se mustian. Además la sequedad es el ambiente ideal para bichos como pulgones, cochinillas, araña roja, etc... Por ello es conveniente regarla de forma moderadamente lógica todos o casi todos los días.

Se debe abonar varias veces al año. Cuando a perdido todo su follaje es el momento ideal de aportar mantillo (por ejemplo) pues además de protejerla de los fríos servirá como abono.
En primavera, cuando comienze a brotar, debemos aportar un abono (de liberación lenta) rico en nitrógeno.
Cuando esté cerca su primera floración aportaremos un abono rico en potasio, pues este favorece la floración. Repetiremos la misma operacióncon cada nueva floración.
Si vemos la planta lago débil, entonces es aconsejable el abono rico en magnesio, pues fortalece la planta.

La poda es distinta a la de los demás rosales.
Se deben eliminar las flores mustias, recortando también parte de la planta como si de un arbusto se tratase, durante toda la época de calor hasta que deje de florecer.
La poda de invierno debe ser mucho más drástica, cortando todos los tallos a unos 10 cm del suelo aprox.

La reprodución se realiza mediante esquejes.

Los pulgones son una plaga que nunca falla a su visita estival. Los medios para luchar contra ellos son los mismos que para las demás plantas: insecticidas, remedios caseros, etc....y desde hace años cada vez hay más gente que utiliza depredadores naturales (mariquita, etc...) pues son fácilies de conseguir porque hay bastantes empresas fiables que los venden por internet, etc... este es el medio que deberiamos utilizar todos, ya que el medio ambiente nos lo agradecería y todos ganaríamos mucho.

La araña roja es la más temida de todas las plagas, y no faltan motivos, pues normalmente, la planta que se ve afectada por esta plaga suele morir antes o después, ya que es muy dificil tener éxito cuando se lucha contra ella, dando igual los medios que se utilizen. Hay que vigilar que la planta no se seque, ya que esta araña no suele visitar los ambientes húmedos, pero los secos son ideales para ellas.

El oidio, mildiu, son problemas que se suelen resolver facilmente con fungicidas, pero mejor evitarlos, pulverizando en primavera con azufre, u otros fungicidas que sean efectivos para este fin. Siempre debemos respetar las instrucciones del fabricante y las medidas necesarias para que no nos perjudique a nuestra salud.